Historia de CLUB CENTRO SOCIAL ICA

Una Idea germinada

 

Anteriormente al Municipio “La Palmita” fue Doña Gerónima Carbajo y sucesores hasta Don Antonio Ardiles y Carbajo y por compra de Don Delfín Pezzia y de Don Nicómedes Cueto respectivamente. De inmejorable ubicación y extensión para la construcción de un Teatro fue con esa, entre otras metas, que en subasta pública el martes 14 de febrero de 1905 Don Francisco Divizzia a nombre de la Compañía Anónima Centro Social Limitada” y por el precio de dos mil doscientos soles de plata adquiere dicho terreno.

 

Fue a las 16 horas del domingo 21 de agosto de 1904 que en la Casa Prefectural nace la “Compañía Anónima Centro Social Limitada”. Esta reunión la presidió el dueño de casa y representante del gobierno central Don Carlos A. Velarde y participaron diversos accionistas, entre los cuales se eligió un Directorio Provisional con los siguientes cargos:

 

Presidente               :             Don Francisco Divizzia

Vice-Presidente    :             Don Cesar Elías Aguirre

Tesorero                  :             Don Teodoro Armangol

Secretario               :             Don Eduardo Maynetto

Vocales                     :             Don Serapio Pinillos Boza

     Don Alfredo Malatesta León

     Don Alberto Parodi

 

Aquí se autoriza la compra de “La Palmita”. El Supremo Gobierno y por Resolución de 28 de octubre de 1904 permite al Municipio local vender dicho terreno a favor de la Compañía a fin de que esta pudiese edificarse un “Teatro y Galería de Tiro al Blanco”. Y es esta misma voluntad que contenida en el art. 3 Inc. a) de los Estados sociales donde además es precisa que también se debía edificar en ese sitio  un carrousell, un juego de bochas, salones para billares y banquetes con su respectiva cantina. Finalmente, por resolución de 17 de enero de 1905 la Honorable Junta Departamental de Ica aprobó el remate posibilitándose la trasferencia la misma que se materializó mediante el ya referido instrumento público de 14 de febrero de ese mismo año de 1905.

 

Materializando el compromiso asumido y a través de los señores Ducan Fox de Lima, la Compañía Centro Social trae de Nueva York un motor y un carrousell y un piano de alfabeto musical. Conforme sugerencia de los señores Maynetto y De la Quintana la fábrica capitalina Ciurliza Maurer realiza en madera el primer cuerpo de altos y bajos lo que será el edifico de dos plantas cuyo segundo piso estaría exclusivamente destinado a los ambientes del Club. Las puertas principales de debajo eran de fierro y fueron confeccionadas por la Herrería Loyola. En los altos y gracias a un amplio mamparón los socios podían gozar del entorno de nuestra Plaza. En sesión de Juntas General de la Compañía de 14 de junio de 1906, el señor Francisco Divizia informa que ya podía contarse con la plata alta y baja del local e inclusive ya estaba contratado al primer cantinero de la institución que fue el señor Maximiliano Chalcaltana (Anteriormente se pensó en el señor Borjas quien trabajo en el Hotel “Belloti” o “Gran Hotel” de Pisco playa a quien inclusive se pensó enviar por dos meses a Lima al “Hotel Bertolotto” en San Miguel para que se perfeccionarse). El “bautizo y estreno” del local fue la noche del 24 de junio de 1906 y se destinaron para el consumo de los concurrentes de 8 a 10 botellas de espumante. Fue el Padrino de dicho bautizo, Prefecto Don César Elías Aguirre, quien originalmente ostentó la Vicepresidencia a la que tuvo que renunciar debido al nombramiento político.

 

Se compraron cuatro sombrereras y dos mesas de rocambor al ebanista Juan Manuel Díaz y se encargó a Nueva York por intermedio de la Casa M. Picasso Hnos. un gasómetro con poder de setenta luces. El vestíbulo tenía como piso piedra de loza.

 

Fundación del Club

 

Es así que existió un terreno y local, ciento sesenta y siete iqueños el 04 de julio de 1906 inicia una Convocatoria Pública invitando a la población a que permanezcan al futuro “Club Centro Social”, motivación que concluye con la fundación del Club un sábado 28 de Julio de 1906 a las 15 horas. Dicha reunión estuvo presidida provisionalmente por el Doctor Augusto Elejalde y de allí nació la Primera Junta Directiva conformada así:

 

JUNTA DIRECTIVA 1906-1908

 

Presidente              :              Pedro Benjamín de la Quintana Elías

Vice-Presidente    :               Augusto Villa-García Orellana

Secretario              :               Gonzalo Pineda Iglesias

Tesorero                :               Eduardo Maynetto

Vocales                  :               Edecio R. Tolmos Marañón

  Juan Alfredo Picasso Mena

  Sebastián Tellería

  Manuel Razzetto Pineda

  Daniel Martínez Cabrera